La coordinadora del movimiento indígena define su postura frente al Gobierno y a  posibles alianzas con otros grupos.

La entrevista

Se ha hablado de fracturas en el movimiento, sobre todo tras la separación del  exasambleísta por Bolívar Ramses Torres. ¿Las hay?

Nosotros estamos haciendo una agenda común con las organizaciones, con la Conaie, la Ecuarunari, la Confenaie y la Confenaise para tratar estos temas. En este caso divisiones no hay. Estamos más unidos que nunca. El Séptimo Congreso eligió a su coordinadora y en eso nosotros estamos empezando a trabajar.

Usted ganó, pero con siete votos de diferencia sobre su rival. Algunos miembros de las bases dicen que usted flexibilizará la postura del movimiento frente al Gobierno. ¿Será así?

Nosotros estamos demostrando que no, que aquellos que piensan y dicen eso son los amargados que perdieron. El hecho de haber ganado con siete votos no me afecta, no me hace sentir mal porque se vivió una fiesta democrática en la que, por primera vez, sale electa una mujer. Pienso que más allá de ganar con siete votos hay que ver la diferencia: Pachakutik está dándo espacio a una mujer, más cuando soy mestiza. Si Pachakutik es un movimiento de identidad plurinacional, hoy estamos demostrándolo de esta manera.

¿Comparte o no los lineamientos del Gobierno de Rafael Correa?

Realmente yo no he tenido cercanía alguna. No comparto el trabajo de un Gobierno cuando persigue a nuestros compañeros referentes; en este caso, a Pepe Acacho que está con 12 años de sentencia de prisión. ¿Cómo vamos a compartir con alguien el diálogo cuando no tenemos ni condiciones? Se nos ha ido todo en contra del movimiento, de los líderes. La nueva coordinadora no va a encontrar afinidad alguna.

Hay preocupación de ciertos dirigentes sobre lo que pasará en Chimborazo donde varios militantes de Pachakutik se han ido a las filas de AP. ¿Qué hará al respecto?

En Chimborazo esa alianza ya existió. No es que se van ahorita que estoy de coordinadora. ¿Por qué debo pagar los platos rotos yo? ¿Por qué no sentarnos los que tuvieron la culpa de esa alianza? ¿Qué hicieron ellos? ¿Qué quieren que haga yo? Vamos a sentarnos en Chimborazo, no sé si la próxima semana, y veremos cómo tenemos que arreglar el asunto. A nosotros nos interesa estructurar nuestras bases porque sin eso no hay decisiones nacionales.

¿En un eventual diálogo con el Gobierno usted respetaría los condicionamientos de las bases?

Nosotros, en el Séptimo Congreso, tuvimos el primer mandato: realizar el Congreso Extraordinario para tratar estos temas. En este caso alianzas, diálogo con el Gobierno.

¿Cuándo tendrán ese congreso?

Pienso que no va a pasar de este mes. Urge tomar decisiones.

La Conaie y la Ecuarunari plantearon dos aspectos básicos para un eventual diálogo con el Gobierno: el archivo de la Ley Minera y la amnistía para los dirigentes indígenas criminalizados. ¿Usted apoya esas condiciones?

No podemos estar en contra de las decisiones de la Ecuarunari y la Conaie porque somos los mismos, pero igual, nosotros tenemos que tomar decisiones dentro de las bases de Pachakutik.

¿Van a tomar acciones legales en contra del Gobierno por el tema de los sentenciados?

Claro. Nuestros asesores están trabajando en ese tema.

¿Cuáles van a ser sus políticas dentro y fuera de la Asamblea?

Si dentro de la Asamblea nuestras leyes van al archivo nosotros debemos repensar otra estrategia. Estamos reuniéndonos con nuestros compañeros para ver qué es lo que tenemos que hacer.

¿Qué piensa de la Ley Minera?

Nosotros no vamos a estar de acuerdo con una Ley que termine con los mismos derechos de la naturaleza que están escritos en la Constitución, pero en realidad no se los pone en práctica. Si usted mira las provincias más afectadas, más pobres son donde se da la explotación del petróleo y no queremos en este caso dañar nuestro ambiente. ¿Cómo vamos a dejar la herencia a nuestros hijos? El momento en que empiece todo este tema, la Ley de Aguas, la Ley Minera, ahí es cuando nosotros vamos a decir hasta aquí. Basta. Nosotros no queremos que se sigan atropellando tanto nuestros derechos y los derechos de la naturaleza.

Pero el presidente Correa se ha mostrado reacio a archivar la Ley minera.

El presidente Correa está reacio frente a todo porque, bueno, tiene todos sus poderes en el Estado. Poco o nada le importa lo que nosotros pensemos.

¿Qué medidas concretas tomarán cuando se tope estos temas?

Nosotros pensamos que el momento en que tope la Ley de Aguas, que es lo más delicado, debemos tomar acciones.

¿Han pensado en alianzas con otros movimientos para las elecciones de 2014?

Eso lo toparemos en el Congreso Extraordinario. Incluso está el tema de los que traicionaron al movimiento.

¿Considerarán a AP entre las alianzas?

Al menos yo lo descartaría profundamente.

Hasta cuándo definirían las estrategias electorales

De este mes no pasan.

¿Seguirán en la Coordinadora de las Izquierdas junto con el MPD?

Ese tema se va a tratar en el Congreso Extraordinario. Las provincias resolverán. En lo personal creo que no nos convendría mantener esa alianza.

Hablemos de un movimiento más fuerte, ¿hablarían con CREO?

Al menos yo mantengo las ideologías. Pachakutik nació de izquierda, pero yo soy representante de muchos adherentes. Estoy prohibida de decir quiero esto, sino que tengo que pensar en mis compañeros.   (PAO)

El personaje

Fanny Campos es la nueva coordinadora nacional de Pachakutik.

Fue subcoordinadora del movimiento y coordinadora de la Unidad de las Izquierdas.