Habría máquinas destruidas y heridos

Una incursión militar para desalojar los frentes mineros ilegales habría dejado ayer unas 120 máquinas destruidas y posiblemente heridos en San Lorenzo del Pailón, norte de la provincia de Esmeraldas, según informaron fuentes extraoficiales.

Los incidentes se habrían registrado en las poblaciones Los Ajos y San José de Cachaví, ubicados cerca a la carretera San Lorenzo - Ibarra. "El operativo fue sorpresivo y tenemos gente herida que se los trasladó a hospitales de Ibarra", manifestó Eduardo Bone, de la Asociación de Mineros de la Zona Norte.

En enero de 2009 y noviembre de 2010 se dieron dos intentos de desalojo sin resultados. Pero el 24 de marzo de este año, el Juez Sexto de Garantías Penales de San Lorenzo, Segundo Caicedo, mediante una providencia delegó a la Defensoría Nacional del Pueblo, el cumplimiento de las medidas cautelares en el sector minero de los cantones Eloy Alfaro y San Lorenzo.

La resolución judicial fue por la contaminación a los ríos Santiago, Bogotá, Ónzole y Cayapas y daños al medio ambiente con la extracción minera de oro en esa zona.

Los militares arribaron desde el jueves y un helicóptero Súper Puma de la Aviación del Ejército, fueron transportados desde el BIMOT - 13 en Esmeraldas, alrededor de las 16:00.

Hasta el cierre de esta edición las comunicaciones telefónicas móvil y fija estaban interrumpidas y por ello no se conoció más detalles. Lo único que se supo es que policías de los Comandos de Esmeraldas e Imbabura fueron movilizados anoche para evitar levantamientos. (LFA)