El último eclipse lunar del año se pudo ver desde países de América, Asia y Europa. El fenómeno astronómico, que coincidió con los solsticios de invierno y verano en los hemisferios norte y sur, respectivamente, fue el último eclipse lunar total del año y de la década, ya que el próximo se llevará a cabo en junio de 2011.